• Lidia Ganuza

El éxito de la experiencia de usuario (UX)


La experiencia de usuario se centra en la importancia de los negocios y marcas, en la experiencia general del usuario final, incluidas sus percepciones, emociones y respuestas al producto, sistema o servicio de una empresa. Se define por criterios que incluyen la facilidad de uso, la accesibilidad y la conveniencia.


El concepto de UX se habla con mayor frecuencia en términos de tecnología, como smartphones, computadoras, software y sitios web. Esta es la razón por la cual la experiencia de usuario no es solo un campo bastante nuevo, sino también variable: cambia rápidamente debido a los avances tecnológicos, a los nuevos tipos de interacciones y a las preferencias del usuario.


Por lo tanto, cuando nos adentramos en un proyecto web, en su resultado final nos podemos encontrar con las siguientes situaciones:


  • El producto es usable pero no genera una gran experiencia de usuario.

  • El producto es usable y además genera una gran experiencia de usuario.

  • El producto no es usable pero genera una gran experiencia de usuario.


Podemos mencionar 3 elementos clave de la experiencia de usuario


Usabilidad. La usabilidad, como su propio nombre indica, es la facilidad de uso de un producto, servicio o contenido digital. Tenemos que buscar que sean intuitivos y que no generen confusión entre los usuarios a la hora de utilizarlos. Dentro de la usabilidad caben aspectos objetivos, como la eficiencia o la eficacia, pero también una dimensión subjetiva, relacionada con la percepción individual.


Diseño. Dentro del mundo de la UX, el diseño no solo se refiere al aspecto visual de una página. También entrarían aquí otros aspectos como la arquitectura de la información o la adaptación a dispositivos móviles, todo ello con el objetivo de facilitar una navegación fluida y una experiencia de interacción satisfactoria.


Accesibilidad. No todos los usuarios tienen las mismas características y capacidades, y esto es fundamental a la hora de determinar cómo se relacionan con una web, un producto o un servicio. Una experiencia de usuario no puede considerarse buena si deja fuera a parte de la población, por eso, la user experience ha de contemplar aspectos como la adaptación para personas con dificultades visuales o auditivas.


Entonces ¿cómo podemos mejorar la experiencia de usuario?


Contar con información de valor sobre tu cliente, sus expectativas, así como prestar atención a lo que ocurre en el mercado, en general, y en el sector, en particular, son estrategias clave. Las estrategias a implementar son muchas y variadas; dependen de la creatividad de cada empresa y su equipo de trabajo. No obstante, a continuación enumeramos algunas posibles:


- Participar en redes sociales.

- Usar las encuestas de servicio al cliente.

- Adoptar un enfoque consultivo.

- Determinar las llamadas a la acción.

- Probar y monitorear lo que hacen las personas en el sitio.

- Hacer un seguimiento de qué es tendencia y qué no.

- No abrumar a los usuarios con el ingreso de contenidos.

- Educar a los clientes.

- Tener comunicación constante.


En conclusión ¿Por qué es tan importante mejorar la experiencia del usuario para la empresa?


Diferenciarse de la competencia y ocuparse en brindar experiencias de usuario memorables en cada interacción para impulsar los niveles de satisfacción, son estrategias clave a la hora de pensar la experiencia del usuario. No olvides que el uso de las nuevas tecnologías es muy importante para conseguir el éxito en los negocios, ganar permanencia en un mercado voraz y, sobre todo, mes a mes, mejorar la rentabilidad.





6 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo